❮ Atrás

Finanzas para Negocios

¿Es seguro tener mi dinero en una plataforma digital?

Todavía existen muchas reservas y temores sobre usar este tipo de tarjetas; sin embargo, la mayoría de estos miedos no cuentan con bases sólidas y se ven rebasados por las ventajas de los servicios financieros.

¿Son seguras las cuentas digitales?
Oyster 1 de junio, 2021

Hablar de plataformas financieras digitales es un tema cada vez más común entre las personas que manejan herramientas financieras y la sociedad en general; sin embargo, aún existen muchos peros por parte de la población al momento de contratar uno de estos servicios.

El miedo que genera dar el salto de los bancos tradicionales a las plataformas digitales suele estar radicado, principalmente, en el factor presencial: si no tenemos a otra persona frente a nosotros brindándonos el servicio, automáticamente pensamos que es una estafa. Si no existe una sucursal a la cual acudir en persona, no tenemos la confianza suficiente para registrarnos. 

De hecho, estos pensamientos hacen que no veamos las ventajas que nos ofrecen, como respuestas mucho más rápidas y eficientes -comparadas con las horas de espera en una sucursal-, ahorro de tiempo y facilidad de trámites, además de claridad en nuestras transacciones y servicios contratados al verse reflejados en nuestro celular.

Es por ello que, para terminar con la oscuridad que rodea estos temas, en Oyster nos dimos a la tarea de responder las preguntas, dudas e inquietudes más comunes al momento de hablar de una plataforma financiera digital y, con ello, darnos cuenta de que no son como las pintan.

¿Quién me respalda?

Todas las tarjetas y los servicios que éstas ofrecen están respaldados por un banco, ya sea tradicional o digital. El manejo de tus fondos será llevado a cabo por una entidad financiera con las leyes y obligaciones de cualquier otra, pero totalmente en línea y sin la necesidad de acudir personalmente a una sucursal.

En el momento en que quieras contratar los servicios de cualquier plataforma financiera digital, podrás acceder a la información de la institución y qué entidad financiera será la encargada de darte el respaldo que necesitas. Además, todas las interacciones que existan entre los prestadores de servicios y tú serán reguladas por la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), así que no tengas miedo 😉

¿Por qué no hay una sucursal?

Como lo mencionamos anteriormente, el hecho de que no exista una sucursal representa más noticias buenas que malas. La primera de ellas es que, al no tener que invertir recursos en mantener una sucursal -o varias-, los costos de los servicios disminuyen drásticamente, por lo que la gran mayoría de las opciones en el mercado no te cobran comisiones por mantenimiento ni exigen un saldo mínimo.

Por otro lado, la atención se vuelve mucho más ágil al ser digital: puedes contactar a un asesor o chatear con el equipo de soporte técnico sin importar en dónde te encuentres, ya que solo necesitas la ayuda de tu celular y conexión a Internet.

Incluso, el proceso para aperturar una tarjeta es más ágil con estas instituciones: lo que le lleva horas -y a veces días- a los bancos tradicionales, puedes realizarlo en minutos desde tu celular. Se reducen los tiempos de traslado, se evita el contacto físico y se pondera la seguridad al no tener que acudir personalmente a un lugar en específico para hacer un trámite o manejo de efectivo.

¿Cómo dispongo de mi dinero?

El hecho de que sea digital no significa que no puedas acceder a tu efectivo. La mayoría de las instituciones que ofrecen este tipo de servicios te dan la opción de solicitar una tarjeta física -que llega directamente a tu domicilio-, con la que puedes hacer retiros de efectivo en cajeros automáticos.

Depende mucho de la institución en qué cajeros puedes hacer retiros y la comisión requerida, pero existen entidades financieras que te permiten disponer de tu efectivo sin comisiones y con una mayor cobertura de cajeros alrededor de la República Mexicana. Lo único que tienes que hacer es preguntar bien antes de contratar y ver qué opción te conviene más.

¿Y la seguridad?

Muchas personas consideran que hacer transacciones con una tarjeta digital no es seguro, pero este pensamiento no puede estar más alejado de la realidad. De hecho, las tarjetas digitales te brindan más opciones de seguridad de lo que te imaginas.

Además de las características básicas de una tarjeta que ayudan a evitar fraudes, la mayoría de las aplicaciones ofrecen la opción de apagar tus tarjetas, incluso las físicas, con lo que podrás estar seguro de que no tendrán un mal uso en caso de perderlas. Además de esta opción, puedes bloquear o cancelar tus tarjetas en segundos, e incluso reportarlas si es necesario.Esto no aplica solo para las tarjetas físicas; también puedes hacerlo con tus tarjetas digitales.

Hablando de tarjetas digitales, muchas instituciones financieras están optando por la opción de crear tarjetas digitales para tus compras en línea; al usarlas, proteges tus datos bancarios de posibles fraudes y no permites que tu información sea clonada al contar con claves de acceso desechables que sirven para una única transacción.

Todo suena muy bien. ¿Es real?

En resumen, tener nuestro dinero en una plataforma financiera digital nos ofrece tantos beneficios que parecen demasiado buenos para ser ciertos, pero lo son.

Tu tarea es identificar las opciones que más se ajusten a tus necesidades o las de tu negocio, investigar cuáles son sus términos y condiciones y tomar una decisión informada antes de darle clic al botón Acepto. Pero, con la información que te acabamos de poner sobre la mesa, puedes confiar en que es seguro tener tu dinero en una plataforma financiera digital.

Oyster no es solo la plataforma financiera hecha por emprendedores para emprendedores; somos un grupo de profesionales que nos preocupamos por el crecimiento de las pequeñas y medianas empresas mexicanas. Por ello, además de ofrecer herramientas útiles para el manejo de las finanzas de tu negocio, te brindamos información relevante que puede ayudarte a tomar mejores decisiones respecto a tu emprendimiento.

Sigue atento a nuestro blog y conoce más consejos que hemos preparado para ti. En Oyster, queremos ver a tu negocio volar por las nubes.

Artículos relacionados