❮ Atrás

Finanzas para Negocios

Planificación y análisis financiero, el secreto de las pymes

Los pequeños y grandes negocios conforman la gran mayoría de las empresas del país y, a pesar de que se abren muchos nuevos emprendimientos día con día, la triste realidad es que una inmensa mayoría se ven forzados a cerrar sus puertas; la falta de planeación y análisis financiero representa una de las principales razones por la que esto está sucediendo.

Planeación de un negocio
Oyster 1 de octubre, 2021

Desde que abrimos un negocio, adquirimos una responsabilidad que nos obliga a considerar aspectos que van más allá de la actividad a la que nos queremos dedicar. No solo debemos ser buenos en nuestra área de interés, sino que también nos toca incursionar en temas administrativos, de planeación, análisis y de gestión que tal vez nunca habíamos visto antes, todo con el objetivo de mantener a flote nuestro proyecto.

El INEGI, en su segundo conjunto de resultados del estudio sobre demografía de los negocios 2020, estima que en 2019 había 4.9 millones de micro, pequeños y medianos negocios, de los cuales un 12.8% (619,443 negocios) fueron nueva apertura, pero un 20.8% (1,010,857 negocios) cerraron sus puertas.

Asimismo, el INEGI comenta que el promedio de vida de una pyme es de 7.7 años, pero según el Centro de Desarrollo para la Competitividad Empresarial, solo el 25% de las empresas sobreviven los dos primeros años de operación. ¿Las causas? Hay diversas respuestas, desde la inseguridad, los altos costos de financiamiento, la dificultad legal para constituir una empresa y la falta de planeación y análisis para sustentar a largo plazo el emprendimiento.

De todas estas razones, la que más llama la atención -porque recae completamente en el control del dueño de negocio- es la falta de planeación y análisis empresarial, por eso es que hoy queremos indagar en este tema para ayudarte a entender mejor este esencial aspecto.

¿Qué es la planeación y el análisis empresarial?

Así como la vida misma, los negocios se rigen y trabajan diariamente bajo tres tiempos: el pasado (del cual se encarga la contabilidad), el presente (trabajadores y acciones enfocadas a generar ingresos) y el futuro que depende del establecimiento de estrategias comerciales que aseguren la salud financiera de una empresa.

Estamos hablando de decisiones cruciales que marcarán el rumbo de nuestro negocio, pero, ¿cómo tomar mejores decisiones para el futuro? La respuesta se encuentra en el pronóstico, análisis, manejo de presupuestos y la acumulación de datos que permitan alinear esfuerzos para cumplir con los objetivos financieros a través de una planeación estratégica que debe ser evaluada con regularidad.
Los emprendedores deben ser capaces de guardar, cotejar y analizar todas las variables internas de su operación, las tendencias demográficas y económicas actuales y evaluar objetiva y subjetivamente sus procesos y finanzas para determinar un plan de negocio, así como su impacto financiero.

No solo hay que aprender a gestionar pagos y cobros en tu pyme, sino que hay que ser capaces de analizar todos esos movimientos financieros para mapear un camino que lleve a mantener la salud financiera de la empresa a largo plazo y, aunque este aspecto no es tan sencillo de conseguir, siempre hay formas de llevarlo a cabo.

¿Por dónde empezar?

Cuando un emprendedor abre, es muy común que él mismo tenga que realizar tanto el análisis como la planeación de sus finanzas con un poco de ayuda externa, pero siempre puedes ir planeando a futuro para robustecer las áreas necesarias que permitan ir delegando esta tarea y que empieces a ver resultados con impacto positivo en tu negocio.

Encontrar un Jefe de Finanzas, en cuanto se pueda, debería ser el primer paso. Cuando la empresa se estabilice más, incluso un equipo dedicado a la planeación y análisis financiero siempre representará una buena inversión. Su principal tarea será la creación de presupuestos, pronósticos y análisis para asegurar la supervivencia financiera necesaria.

Suena muy sencillo, pero en la realidad involucra habilidades y conocimientos muy específicos que no son tan simples de ejecutar, como el análisis de estados de resultados y balance general, gráficos de equilibrios, del flujo de caja, costos a escala, niveles de ventas y producción, cobros y períodos de cuentas por pagar, saldos de efectivo, entre otros; todo para comenzar a realizar una planeación estratégica.

Parece abrumador, lo sabemos, pero el considerar esta figura en tu proyecto te ayudará a solucionar de manera temprana los problemas que traen la falta de planeación y análisis financiero. Además, hoy en día ya existen programas en línea que también ayudan a simplificar todos estos procesos, pero aún así necesitarás al experto en finanzas que te ayude a traducirlos a tu plan de acción a mediano y largo plazo.

Recomendaciones para ir creando una buena planeación financiera

Si al empezar aún no cuentas con un experto en finanzas que te asista, aquí te dejamos algunas recomendaciones que te pueden ayudar a dar tus primeros pasos:

  • Comienza a planificar al definir el corazón de tu oportunidad de negocio y delimita una estrategia para alcanzarla. Revisa tus activos necesarios y necesidades operativas para estimar cuánto dinero necesitarás y, por último, haz una lista de detalles que puedan impactar en tu planeación.
  • Haz uso de tu creatividad. No hay reglas que delimiten tu actuar, por lo que siempre debes considerar alternativas y formas únicas de accionar para obtener los recursos financieros que te permitan mantenerte a flote.
  • El análisis y la planificación nunca se detienen, trata de darle un tiempo constante a la evaluación de todo lo que sucede en tu negocio, siempre impulsa las entradas de dinero porque de eso dependerá el capital y el respaldo financiero que sostendrá tu proyecto. Busca generar más ingreso del que necesitas haciendo uso del punto anterior.
  • Pon especial atención en la administración del flujo de efectivo. Los buenos manejos que realices impactarán a corto plazo en tus finanzas.
  • Haz, crea y mantén relaciones de negocio con expertos en finanzas. Busca mentores o consultores que te ayuden y escucha muy bien sus hallazgos y recomendaciones, que todas ellas te ayudarán a entender mejor este mundo financiero e incluso podrían recomendarte a alguien que pueda ayudarte en tu negocio. Lo más importante es que les des la confianza que tu emprendimiento va en serio.
  • Si tu oportunidad de negocio no está bien trazada, entonces los números de tu análisis serán inexactos. Hay que comprender muy bien el emprendimiento para poder delimitar bien todos los aspectos analíticos y de planeación.
  • Hazte la vida más fácil al adquirir productos y servicios financieros que te ayuden a entender tus finanzas de manera más sencilla. Por ejemplo, en Oyster creamos una plataforma de finanzas inteligentes que te ayuda a categorizar tus transacciones, crear presupuestos y hasta crear metas de ahorros que simplifiquen tus acciones al momento de mover tu presupuesto para lograr tus objetivos.

Esperamos que esta información te haya abierto el panorama y te invite a buscar más acerca de la planeación y el análisis financiero. También te invitamos a compartirnos recomendaciones y experiencias acerca de este y otros temas en nuestras redes sociales porque eso puede beneficiar a otros emprendedores a mantener su negocio a flote 🙂 .

Artículos relacionados