❮ Atrás

Tips para Emprender

¿Cómo aprender a gestionar pagos y cobros en una pyme?

La gestión de pagos y cobros de tu pyme es primordial para mantener la estabilidad financiera empresarial no solo en el tema económico, sino que también dictará la base de las relaciones comerciales que establecen tanto los ingresos como egresos que se generan con el tiempo. Tener una cuenta adecuada para empresas puede facilitar en gran medida esta gestión.

Negocio de venta de alimentos
Oyster 28 de julio, 2021

Cada proyecto empresarial es diferente, por lo tanto, su actividad financiera también lo es. Hay empresas que cobran su trabajo antes de entregar el producto o servicio adquirido, otros cobran una parte al principio y otra al final, o incluso hay quienes dan el servicio y después cobran por él pero, sin importar el modelo, sí se pueden establecer ciertos criterios que te permitan controlar mejor tu gestión de pagos y cobros.

¿Cómo comenzar a gestionar pagos y cobros en una pyme?

El primer paso es entender que una gestión de pagos y cobros es en realidad la base de un buen manejo tanto administrativo como financiero de tu pyme; es decir, representan todas las transacciones monetarias que existirán entre tus clientes o proveedores y tu negocio. De esta gestión depende el crecimiento de tu empresa o la generación de problemas de liquidez.

Banxico cuenta con una sección de educación financiera que nos ayuda a entender las diferentes clasificaciones que existen de los sistemas de pago; en ella se puede entender cómo funcionan las transferencias que serán el día a día de la gestión financiera de nuestra pyme. Pero, más allá de conocer esta información, es conveniente entender qué hacer para empezar con el pie derecho a planear nuestras estrategias de pagos y cobros.

Una correcta gestión de egresos e ingresos conlleva prever, planificar, conciliar, reclamar y proyectar los flujos de efectivo de tu negocio. Es importante comenzar a separar tus acciones en dos grupos: las facturas que ya has emitido y las que aún faltan por cobrar.

Al tener claridad en esta división será más fácil analizar el dinero que te deben y los gastos que debes cubrir en cierto periodo de tiempo. Si tu pyme no cuenta con efectivo para cubrir tus obligaciones básicas, estarás metiéndote en un problema financiero, por eso es que tus acciones de gestión de cobranza se vuelven tan importantes.

Estrategias ideales para un cobro efectivo

Lo ideal es mantener un proceso sano de cobranza con tus clientes y proveedores. El primer paso para lograrlo es enviar facturas en tiempo y sin errores. Después, puedes establecer acciones que incentiven el pronto pago de sus obligaciones contigo, por ejemplo:

  • Sé claro desde el inicio. Informa siempre dónde, cuándo y por qué medios te puede pagar, así como los intereses por atrasos o información relevante sobre tu proceso de cobro. Deben tener claridad de las condiciones de pago y de las consecuencias de no hacerlo a tiempo.
  • Establece estrategias de comunicación. Trata de enviarles notificaciones por medio de correos electrónicos o mensajes de texto previo al vencimiento de su fecha de pago.
  • Crea planes de incentivos. Haz sentir especiales a tus clientes o proveedores cuando sí son cumplidos contigo. Puedes aplicar descuentos, reducir intereses o entregar algún beneficio exclusivo solo por ser cumplidos en sus pagos regulares.
  • Monitorea la gestión de cobro. Da seguimiento constante al comportamiento de pago para no perder de vista las posibles moras y realiza acciones preventivas para evitar llegar a un momento desagradable donde tengas que exigir el pago.
  • Implementa cobros a distancia. Dar flexibilidad a través de links de pago también ayuda a que tus clientes o proveedores tengan diferentes opciones de realizar su pago contigo. Por ejemplo, con Oyster Link puedes cobrar tus facturas con una de las comisiones más competitivas del mercado, además de ampliar las formas en las que te pueden realizar su depósito, ya sea con una tarjeta de crédito o débito, pagar en efectivo en cientos de tiendas de conveniencia o a través de una transferencia bancaria.
  • Implementa nuevas tecnologías. Si tienes la oportunidad de invertir en tecnología, puedes empezar a trabajar con programas especializados que faciliten la gestión del cobro y que te ayuden a automatizar tu seguimiento de cobranza.

Facilita tu gestión de pagos y cobros con una cuenta empresarial

La elección de una cuenta donde llevarás toda la administración de ingresos y egresos también forma parte importante del proceso de gestión. Recuerda que necesitas tener claridad en toda la información relacionada a los movimientos en tu cuenta para poder entender mejor qué acciones realizar respecto a una buena gestión de cobranza.

Los bancos tradicionales no son la única opción cuando de cuentas empresariales se trata; poner tu dinero en una plataforma financiera digital es seguro e incluso te puede ofrecer mejores condiciones referentes a comisiones y funcionalidades que impulsen la sencilla administración contable y financiera de tu pyme.

Lo ideal es que puedas elegir una cuenta que dentro de sus mismos beneficios pueda ofrecerte opciones que te ayuden a facilitar tu proceso de gestión de pagos y cobros. Por ejemplo: consultar todos tus movimientos en tiempo real, que al consultar información puedas aplicar filtros para obtener solo la información relacionada a tu análisis, que incluso puedas enviar notificaciones a tus proveedores para recordarles de un próximo pago y que su esquema de comisiones beneficie las finanzas de tu negocio.

En Oyster puedes aprovechar todos estos beneficios además de crear presupuestos y realizar transferencias las 24 horas del día y los 7 días de la semana. Incluso, puedes hacer comparativos de los movimientos de este mes con el mes anterior para impulsar el óptimo control de tus finanzas en el momento que tú elijas.

Ahora ya conoces la gran importancia que tiene el aprender a llevar tu gestión de pagos y cobros con tus clientes y proveedores. La salud de tus relaciones comerciales dependen de ella y también la estabilidad financiera de tu pyme. ¿Conoces más tips que puedan ayudar a mejorar esta gestión? No olvides compartirlos con nosotros porque así también ayudarás a otros emprendedores a crecer 🙂 .

Artículos relacionados