❮ Atrás

Tips para Emprender

Diferentes estrategias para establecer tu s-commerce

Las redes sociales han modificado en gran medida nuestra interacción con los demás. No solo nos acercaron al mundo al instante, sino que ahora le han abierto la puerta a los negocios para realizar estrategias comerciales -mucho más segmentadas- que incrementan sus ventas y amplían su alcance natural; por eso, hoy te contamos algunas estrategias que puedes aplicar para comenzar a vender por s-commerce.

estrategia de social e commerce en tu negocio
Oyster 19 de abril, 2022

Como habíamos platicado en este blog, el s-commerce es una estrategia comercial que los negocios implementan para utilizar sus redes sociales como un canal más de venta. De esta manera, se logra volver más humana la percepción que los clientes tienen de una marca, se tiene una conversación más directa con los compradores y se pueden ofrecer productos o servicios de forma más segmentada.

A diferencia de la publicidad pagada, las redes sociales son un escenario perfecto para crear contenido orgánico -que muchas veces genera recomendaciones de boca en boca-, lo que atrae a más clientes potenciales a tus perfiles sociales. La clave para cerrar una venta está en la interacción social que generes y, dependiendo de qué tan bien lo hagas, puedes ganar como consecuencia recomendaciones, embajadores y amantes de tu marca.

El rápido crecimiento de las ventas en línea por redes sociales

Según Internet Retailing, se estima que dentro de los próximos 7 años, el uso de redes sociales para realizar una compra tendrá un crecimiento del 31.4%. Asimismo, se cree que para 2027, el valor global del social commerce alcanzará los 604,000 millones de dólares. Todo, gracias a la evidente masificación y uso de diversas redes sociales a partir de la llegada de la pandemia.

Además de ser un nuevo canal de ventas, las redes sociales también le han abierto las puertas a las pequeñas y medianas empresas para empezar a desarrollar sus primeros aspectos digitales; es decir, han permitido acceder a ventas en línea sin necesidad de grandes desarrollos en tiendas online o complicadas implementaciones en su sitio web.

Es por esto que el e-commerce se ha empezado a desarrollar y a especializar con ritmo acelerado, por lo que se han creado estrategias y mejores prácticas para el m-commerce, o las ventas que se realizan a través de un dispositivo móvil, pero también para el s-commerce y, por eso hoy, te queremos compartir algunas de ellas para que puedas ampliar tus métodos de venta a esta tendencia inminente.

Algunas estrategias para comenzar tu s-commerce

Si quieres que tu estrategia de ventas a través de redes sociales sea exitosa, te invitamos a sacar papel y lápiz para llevar contigo estas recomendaciones y aplicarlas en tu negocio:

  • Elige muy bien tus redes sociales. A pesar de que puedes realizar ventas prácticamente en cualquier red social, lo mejor es elegir aquellas donde ya realizas tu plan de “social marketing”, ya que en ellas es donde se encuentra tu público objetivo. De la misma manera, hay que elegir los medios que van de acuerdo al producto o servicio que estás vendiendo. No necesariamente hacer esfuerzos en todas las redes que existen significa que tus ventas se vayan a incrementar.
  • Planea muy bien tus enlaces. Las redes sociales sirven para generar interacción y un desarrollo interpersonal con tus clientes, pero la recomendación es que no dejes todo el peso del proceso de venta solo en una red social e invites, a través del uso de links o hipervínculos, a que la experiencia de compra los lleve a conocerte mejor en tu página web, por lo que debes planear muy bien la experiencia de usuario en ella.
  • Ten clara tu oferta de valor y qué ofreces. Las redes sociales también han impulsado a que los usuarios estén mejor informados, por lo que, muchas veces, ya tienen a la mano la oferta de tu competencia para decidir con quién terminarán su compra. Por este aspecto, siempre comunica y deja muy claro por qué tu negocio es la mejor opción y qué les ofreces tú que los demás no tengan. Una buena diferenciación siempre hará sonar más seguido tu caja registradora.
  • Busca fidelizar a tus clientes. Utiliza las métricas de las redes sociales a tu favor; con ellas conocerás mucho mejor cómo se comportan tus clientes respecto a tu marca. Por eso, personaliza y crea ofertas de acuerdo a sus necesidades; no solo juega con el precio, encuentra maneras de asegurar su fidelidad. Algunas ideas pueden ser: crear un programa de referidos, aplicar descuentos especiales o crear una membresía.
  • Crea fichas de producto. Muchas veces no tenemos implementada una tienda en línea o un e-commerce, pero a pesar de usar las redes sociales como un aparador, siempre es conveniente que encuentres la manera de utilizar fichas de producto que brinden más información e incentiven la venta. Al final, como uso secundario, esa información se puede compartir para incentivar la recomendación de boca en boca.
  • Establece un sistema abierto de comentarios y puntuación. Con las redes, también se incrementó la búsqueda de comentarios de otros usuarios y, hoy en día, conocer la experiencia de otros clientes ayuda muchísimo a tomar decisiones de compra. Establece un sistema sencillo de puntaje (califica del 1 al 5) y permite que la gente exprese por qué eligió cierta calificación. Por un lado, las calificaciones y comentarios positivos incentivan a la venta; por el otro, los negativos te permiten conocer cómo mejorar. Además, establecer estas métricas te ayuda a posicionarte orgánicamente mejor en el buscador de Google.
  • Agrega botones para compartir en redes sociales. Cuando a tus clientes les gusta mucho algo que acaban de comprarte, lo que más quieren es presumirlo en sus perfiles; si tú les facilitas hacerlo, no solo mejorarás su experiencia de compra, sino que también ayudarás con la atracción de nuevos clientes a tu perfil social.
  • Facilita los métodos de pago. Comprar en redes sociales es sinónimo de pagos a distancia. Escoger muy bien tu plataforma de pagos se vuelve crucial para que obtengas más dinero con cada venta, pero también para que puedas aceptar más métodos de pago. Con Oyster Link, por ejemplo, aceptas pagos con tarjetas de débito y crédito, depósitos en efectivo y pagos por SPEI; todo con una de las comisiones más competitivas del mercado.

Hay muchas ideas de cómo sacarle provecho a Oyster Link, pero lo más importante es que sepas que puede ser un gran aliado al momento que decidas comenzar a cobrar a través de estrategias de s-commerce.

Estrategias de comercio electrónico en tus redes sociales.

Ventajas de cobrar a distancia con Oyster Link

Aprovechar la tendencia del uso de las redes sociales para vender puede traerle muchas ventas a tu negocio, y si lo haces con Oyster Link, ganarás grandes beneficios como son:

  • Generar mayor confianza en tus clientes al tener la posibilidad de subir tu logo y colores de marca en tu proceso de check-out.
  • Potenciar tus ventas a distancia al recibir diversos métodos de pago que puedes conciliar de forma sencilla en una misma plataforma.
  • Mantener una relación más cercana y directa con tus clientes al enviarles recordatorios personalizados de pago, además de conocer mucho mejor sus hábitos particulares de compra en tu negocio.
  • Evitar diversos gastos administrativos al no necesitar terminales, cubrir mínimos de venta, pagar rentas o adquirir insumos para poder cobrar a distancia.
  • Puedes recibir pagos internacionales sin problemas mientras recibes tus fondos 24 horas hábiles después de que te paguen.
  • Puedes crear varios links de pago a la vez y personalizarlos como decidas; desde links de uso único, múltiple y hasta ilimitados.

Como puedes ver, Oyster es un gran aliado de tus ventas a distancia, y si decides comenzar a vender en redes sociales, considera nuestra oferta. Estamos seguros que podemos ser un gran aliado de tu negocio para hacer que tus ventas crezcan ;).

Artículos relacionados